FAMILIAS DE ASESINADOS PIDEN JUSTICIA EN CARTAGO

  • email Email to a friend

Did you enjoy this article?

(total 97 votes)
Adjust font size: Decrease font Enlarge font
image

Turrialba y Paraíso, dos familias de la provincia de Cartago las une el dolor de haber perdido un ser querido y la impotencia ante los tribunales de ¿justicia?.  Sus familiares están en el cementerio y los sospechosos en libertad.


German Martínez Jiménez asesinado mientras trabajaba como taxista.


Don Germán Martínez trabajaba como taxista, el 22 de agosto 2008 un hombre abordó su taxi, la historia terminó mal pues en Bajo Pacuare de Tuís de Turrialba fue encontrado su cadáver, como sospechoso del homicidio se detuvo a un Joven de apellidos Ortega Ramírez vecino de Pejibaye de Jiménez, el sospechoso tenía en su poder el taxi del occiso y estaba cambiándole una llanta en el momento de la detención.

Sospechoso Libre

Ortega Ramírez fue llevado a las celdas del OIJ, ordenaron su prisión preventiva por 3 meses, el 21 de noviembre la ampliaron por 2 meses más y el 22 de enero 2009 fue puesto en libertad por orden del juez Hernán Salazar Salazar, a cambio de la libertad el sospechoso solo tuvo que pagar 400.000 colones de fianza, ir a firmar cada 15 días y no debe salir del país.

Familia Martínez clama justicia

Mientras esto sucede don Germán Martínez lleva 5 meses de fallecido y su familia sufre un calvario con el proceso judicial, Leonardo Martínez hijo de la víctima ha declarado ante la prensa su inconformidad ante lo que considera una injusticia, considera lo ocurrido como una burla al dolor ajeno, pues según él, existe suficiente prueba como para que el sospechoso continúe en prisión.

Randy José Montero Montoya, asesinado cuando caminaba hacia su casa.


Randy Montero Montoya regresaba de una fiesta el 1 de diciembre 2008, caminaba para su casa en Llanos de Santa Lucía Paraíso Cartago, cuando por las cercanías de Palí fue apuñalado 5 veces y vapuleado sin piedad para quitarle las tenis, logro llegar al portón de su vivienda casi sin aliento y en el portón de la vivienda cayó, fue trasladado a Cartago y antes de llegar al hospital murió.

Sospechosos libres

El OIJ detuvo a los sospechosos que hasta habían usado una tarjeta de crédito del occiso, se les dictó prisión preventiva pero sus defensores legales apelaron un supuesto vicio de nulidad y un juez de apellido Quesada los puso en libertad.

Familia Montero pide justicia.


Ernesto Montero padre de la víctima, dice que su hijo acababa de terminar un curso para trabajar en call centers y había ganado el examen de admisión de la UCR, ninguna de las metas pudo concretarse, hoy Randy está sepultado en el cementerio de Paraíso, la familia pide justicia para poder encontrar la paz para ellos y para la ciudadanía costarricense pues los que mataron a su hijo en cualquier momento pueden matar otro miembro de su familia o un hijo de cualquier otra familia costarricense.

  • email Email to a friend

Post your comment comment Comments (0 posted)

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com

More News

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com