ANTIMICROBIANOS: SU IMPACTO EN LA SALUD HUMANA

  • email Email to a friend

Did you enjoy this article?

(total 5 votes)
Adjust font size: Decrease font Enlarge font
image

En nuestros países, en su familia, usted y yo, somos muy dados a usar antibióticos (antimicrobianos) para cualquier resfrío o enfermedad y lo peor es que a veces nos auto-recetamos.

Esto es serio y peligroso porque estamos provocando resistencia a esos medicamentos, de tal manera que cuando nos ataque una enfermedad grave y realmente necesitemos los antibióticos, estos no nos van a ayudar porque los microbios han creado resistencia.

La resistencia a los antimicrobianos está en aumento, amenazando nuestra capacidad de tratar algunas enfermedades más mortíferas. Así, enfermedades que se crían erradicadas como la tuberculosis, ahora resultan más difíciles de tratar.

Las enfermedades infecciosas, según la OMS (Organización Mundial de la Salud) producen todavía el 45% de las muertes en los países pobres y casi una de dos muertes prematuras en todo el mundo.

La mayoría de estas muertes (90%) se debe a sies enfermedades: infecciones respiratorias agudas como la neumonía; enfermedades diarreicas; el SIDA; el paludismo, tuberculosis y el sarampión.

Así las cosas, ya hay resistencia a la cloroquina usada contra el paludismo y en algunas regiones del mundo hasta se tiene resistencia a la penicilina utilizada contra la neumonía. Incluso hay preocupación porque está surgiendo la resistencia a los medicamentos contra el SIDA.

La resistencia se origina cuando los antibióticos se usan en gran cantidad, causando que los microbios se familiaricen con los medicamentos o pueden volverse resistentes por mutación o por adquisición de genes de la resistencia precedente de otras bacterias (le llaman: transmisión horizontal).

En realidad según los científicos y las publicaciones de la OMS, los culpables de la resistencia no son los medicamentos (K .Holloway. Boletín OMS. 28-29- 2000). Lo que pasa es que el proceso de resistencia se acelera cuando los usamos mal, pues los microbios desarrollan genes de resistencia por azar. Entonces, entre más se utilizan hay mayor presión o factibilidad para encontrar la resistencia.

En nuestros países, según la OMS, la resistencia se ve incrementada por las prácticas inapropiadas de prescripción que incluyen la elección errónea del medicamento y la dosificación o duración del tratamiento incorrecto, además del empleo de medicamentos de baja calidad (a veces falsificado).

Según los expertos, la resistencia a los antimicrobianos no se puede detener pero sí se puede contener.

Recuerde que la resistencia es un fenómeno biológico natural, que lo aceleramos cuando utilizamos los antibióticos en forma desmedida.

En el cómo y dónde utilizar los antimicrobianos participan los pacientes, y el público en general; los prescriptores y dispensadores (médicos y farmacias); los administradores de hospitales; los que usan antimicrobianos en la agricultura; los gobiernos; las industrias farmacéuticas; etc.

A manera preventiva se recomienda:
1. Usar el medicamento correcto
2. Que éste sea administrado por la mejor vía
3. Que se use la cantidad apropiada
4. Que se utilice a intervalos óptimos
5. Que se use durante el periodo adecuado
6. Que se use luego de un diagnóstico preciso

Otro día conversaremos sobre el riesgo de consumir alimentos agrícolas y ganaderos que contengan antimicrobianos. Les daremos espacio especial porque el cuerpo humano también puede afectarse, para citar un ejemplo, al consumir leche de vaca con residuos de antibiótico.

¿Qué les parece?

Imagen usada con fines educativos / imagen original tomada de tenersalud.com

 

  • email Email to a friend

Post your comment comment Comments (0 posted)

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com

More News

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com