ALEJANDRO “EL TIMÓN” MARTÍNEZ PELEÓ SU ÚLTIMO COMBATE

  • email Email to a friend

Did you enjoy this article?

(total 7 votes)
Adjust font size: Decrease font Enlarge font
image

En las salas del Hospital Max Peralta en Cartago, el boxeador Alejandro “Timon” Martínez, peleó la última batalla, esta vez por su vida, Martínez murió a las 11:45 PM el sábado 18 de agosto de 2012.

A Alejandro le sobreviven, un hijo el cual procreó en su estadía en México, con su esposa, ciudadana del país del norte. Atrás quedó un sueño que no pudo cumplir, ser dentista, “Alejandro decía que él quería hacer platica boxeando para luego retirarse y estudiar para dentista, ese era el sueño de él, pero no podía hacerlo pues era pobre, el quería ser dentista” dijo su tía Vera Martínez.

Timón en el Boxeo

Martínez se inició en el deporte de los guantes en la provincia de Cartago, luego de pasar por los rings aficionados, se quitó la camiseta y pasó al boxeo profesional, disciplina a la que le puso gran empeño.

El esfuerzo puesto en el deporte que era su pasión, le hizo dejar las tierras costarricenses para boxear en México.

MiCartago.com siguió su carrera, y en nuestros archivos están registrados muchos de sus éxitos, como el logrado en noviembre del año 2008, cuando terminaba ese año con 15 peleas invicto luego de pelear con Javier Gallo en Tijuana Mexico. (ver nota)

La Tragedia

La tragedia llegaría después del 26 julio de 2009, esa fecha sostuvo un combate con Juan Alberto el “Topo” Rosas, pelea que según los conocedores fue desigual, por los pesos de los boxeadores.

Luego de esta pelea y se cree que a causa del castigo recibido en ella, Martínez sufrió un derrame cerebral, cuando estaba en la cúspide de su carrera a la edad de 23 años (ver nota).
Su regreso a Costa Rica

El boxeador estuvo internado en un hospital de México, hasta que el 17 de diciembre del año 2009, se logró que fuera trasladado a Costa Rica en una aeronave de Vigilancia Aérea (ver nota).

Luego de su llegada, contó con el sacrificio y esfuerzo de su padre, madre y algunos familiares que colaboraban en los cuidados que demandaba el estado de salud de Martínez.

La Solidaridad

Algunas iniciativas privadas se realizaron para mejorar la condición de vida del boxeador, como la silla de ruedas especial donada por Coopenae, (ver nota) las sesiones  de  hipoterapia en ganadería Irazú, (ver nota) veladas boxísticas (ver nota) realizadas para ayudarlo y hasta turnos (ver nota), solo para citar algunos casos,  sin embargo se necesitaba más debido a la situación que enfrentaba Martínez.

La esperanza que tenía la familia, era un tratamiento con células madres que debía efectuarse en Estados Unidos, pero esta se imposibilitaba debido a problemas de visa para viajar a esa nación Norteamericana y por la carencia de fondos.

El último combate

El jueves 16 de agosto de 2012, Alejandro Martínez debió ser internado debido a una neumonía, el delicado estado de salud del paciente, hacía que el pronóstico de los médicos fuera reservado.

El sábado 18 de agosto, en horas de la madrugada, su condición se deterioró mucho, cerca de las 5 AM sus familiares, junto a él se preparaban para lo peor, “a las 5 de la mañana se puso muy malito, la máquina que le tenían casi no marcaba nada, pero el era muy luchador, y no se dejó vencer y luchó todo el día, había momentos que estaba más estable” dijo Vera Martínez.

Sin embargo, a pesar de la lucha que estaba dando Martínez, perdió la vida al ser las 11:45 PM del sábado 18 de agosto de 2012.

Su cuerpo será velado el este domingo 19 de agosto en Taras de Cartago, del colegio 400 metros norte y 100 metros este, sus funerales serán el lunes 20.

Foto: El boxeador Alejandro "Timón" Martínez en uno de sus triunfos. Imagne facilitada por la familia al periodista Jorge Calderón Cerdas

 

  • email Email to a friend

Post your comment comment Comments (1 posted)

  • Posted by marisa cerdas jimenez, 19 August, 2012
    Es muy doloroso lo que le sucedio y mas doloroso todavia el que no pudiera recibir por parte del deporte costarricense una ayuda, en verdad que el deportista costarricense esta desamparado. Dios acoja el alma de Alejandro, y que la familia reciba mucho consuelo, pues en fe sabemos que la muerte es la puerta que nos lleva a la vida verdadera que Jesus nos prometio. Dios bendiga y reciba a Alejandro.
Contacte a Mi Cartago info@micartago.com

More News

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com