NO HAY QUE BAJAR LA GUARDIA CON LA RABIA, SE DEBE PRESTAR ATENCIÓN A PERROS Y GATOS

  • email Email to a friend

Did you enjoy this article?

(total 5 votes)
Adjust font size: Decrease font Enlarge font
image

 Cada 28 de setiembre, se celebra en el mundo el Día Mundial de la Rabia, cuyo objetivo es informar sobre las consecuencias de la rabia humana y animal y explicar como prevenir y combatir la enfermedad.

La Alianza para el Control de la Rabia y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos de América, dicen que la enfermedad mata a 55 000 personas al año, lo que significa, en promedio, una muerte cada 10 minutos.

Este 28 de setiembre, en el marco de conmemoración del Día Mundial de la Rabia, la Escuela de Medicina Veterinaria de la Universidad Nacional, (MEDVET-UNA) hizo un llamado a la población costarricense para que se mantengan las medidas de prevención contra la rabia, recordando la importancia de vacunar a sus mascotas, tanto gatos como perros,  una vez al año y asistir a la consulta veterinaria ante cualquier signo anormal de comportamiento.

Ilana Zumbado Gutiérrez, coordinadora de cursos de Inspección e Higiene de Alimentos de MEDVET-UNA, indicó que la rabia es una zoonosis, o sea, es una enfermedad transmitida al ser humano por los animales.

La rabia es  causada por un virus que infecta a animales domésticos y salvajes, el cual se propaga a las personas a través del contacto con la saliva infectada, mordeduras o arañazos.

“Las personas se infectan por la mordedura o el arañazos profundos de un animal infectado. Los perros son los principales huéspedes y transmisores de la rabia, sobretodo en Asia y África. La rabia del murciélago, como principal fuente de infección, se ha convertido recientemente en una amenaza para la salud pública en Estados Unidos, Canadá, Australia, América Latina y Europa Occidental”, explicó Zumbado.

Según informan los profesionales de la UNA, la rabia está presente en todos los continentes, excepto en la Antártida, pero más del 95% de las muertes humanas se registran en Asia y África y que una vez que aparecen los síntomas, la enfermedad es casi siempre mortal.

Según da a conocer la  Organización Mundial de la Salud, la rabia ocurre principalmente en comunidades rurales aisladas, donde no se toman medidas para prevenir la transmisión de la enfermedad de los perros a los humanos.

La información científica indica que el virus tiene afinidad mayormente por los tejidos del sistema nervioso central, de ahí que sus manifestaciones clínicas sean hiperactividad, excitación, hidrofobia e incluso los músculos se van paralizando gradualmente, hasta llegar al coma y la muerte.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, en Costa Rica no se han reportado casos de rabia humana transmitida por perros desde 1970 y el último brote de rabia canina ocurrió en 1987.

Esta entidad indica que los animales son excelentes compañeros de niños y adultos, pero a veces, los perros, los gatos y otros animales, pueden transmitir la rabia a las personas.

Si una persona es agredida por un animal, debe lavarse la herida con agua y jabón y acudir al un puesto de salud sin perder tiempo, pues la rapidez en la búsqueda de ayuda y tratamiento en el puesto de salud es importante para evitar que un caso de rabia se  vuelva grave. Según la Organización Panamericana de la Salud, cuando aparecen los síntomas de  la rabia, la enfermedad ya  no tiene cura.

En Costa Rica, desde 2004, la rabia es una enfermedad de declaración obligatoria, así como la vacunación de perros y gatos es obligatoria también.

La incidencia de nuevos casos reportados se ha evitado debido a la implementación de controles migratorios de animales, campañas de vacunación y de educación a la población sobre este mal.

Coolaboró la Escuela de Medicina Veterinaria de la Universidad Nacional, (MEDVET-UNA)

Foto: Logotipo del Día Mundial para la Prevención de la Rabia.

  • email Email to a friend

Post your comment comment Comments (0 posted)

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com

More News

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com