MANUEL MARRERO Y LA GUARDIA RURAL

  • email Email to a friend

Did you enjoy this article?

(total 7 votes)
Adjust font size: Decrease font Enlarge font
image

El Historiador Franco Fernández Esquivel, realiza una semblanza de Manuel Marrero y su labor voluntaria en la Guardia de Asistencia Rural, reservista que décadas atrás, donaba su tiempo y sus recursos por la seguridad de sus vecinos en Oreamuno.

MANUEL MARRERO Y LA GUARDIA RURAL

Por  Franco Fernández Esquivel
Historiador

Originalmente publicada en Cartago al Día:

Mediante una reorganización de de las fuerzas de seguridad que se efectúo en nuestro país, desapareció un cuerpo policial que tenía muchos años de estar velando por el orden en especial con las comunidades rurales de nuestro país.

La Guardia de Asistencia Rural GAR, era quizás más que policías ciudadanos, quienes ayudaban a mantener el orden en las comunidades. Ellos tenían pocos recursos, pero eso sí, un gran nivel de servicio a los vecinos.

La vestimenta que más utilizaron a lo largo de su historia, se asemejaba más a atuendos de los antiguos vaqueros que a los uniformes militares que se introdujeron en esas épocas (en los años setentas).

La Guardia de Asistencia Rural tenía algunos efectivos pagados, pero una número considerable lo hacían ad honorem y con mucho civilismo. Uno de estos hombres fue Manuel Marrero Calvo, originario de Boquerón pero que su vida de familia la desarrollo en San Rafael de Oreamuno.

Este fue un hombre que educó a su hijos con el ejemplo de servir a la comunidad, pues más de diez años de su vida las dedico a ser delegado distrital y muchas veces hasta cantonal de la Guardia de Asistencia rural ad honoren, sin recibir un solo cinco por esa labor.

Pero el apostolado de contribuir con la seguridad de sus vecinos y el orden público, lo llevó más allá, hasta tal punto que su vehículo un Land Robert del año 65 lo utilizó casi siempre como la patrulla de San Rafael de Oreamuno.

Este hombre también se desempeño en algunas ocasiones como juez de aguas del cantón de Oreamuno. Su labor lo llevó incluso hasta construir una calle, con un camión que tenía de su propiedad, sin ayuda municipal, calle conocida como Manuel Marrero.

Hombres como Manuel Marrero, con esa dedicación de servicio, son quienes se necesitan en estos momentos donde es necesario sacar adelante comunidades que se van quedando atrás por la apatía de sus ciudadanos.

Foto: Manuel Marrero, con orgullo llevaba el Uniforme de la Guardia Rural, a la que servía como voluntario, reservista, en cuya función al servicio de la Comunidad de Oreamuno en Cartago prestaba hasta su vehículo personal, un Land Rover modelo 1965. / Imagen facilitada a MiCartago.com por Ramón Marrero, hijo de Manuel.

  • email Email to a friend

Post your comment comment Comments (1 posted)

  • Posted by Hazel, 14 August, 2013
    Un gran hombre, padre y abuelo nunca se le olvidar? y me enorgullezco de ser familia de un gran hombre.
Contacte a Mi Cartago info@micartago.com

More News

Contacte a Mi Cartago info@micartago.com